Los partidos del domingo se juegan en horario unificado

miércoles, 24 de noviembre de 2010
La decisión está asumida y no admite observaciones en contrario, porque se la adoptó en el afán de dar transparencia a la definición de los ascensos y descensos del torneo Clausura: los seis partidos se jugarán el domingo 28 a la misma hora, que presumiblemente será las 16:00, aunque esto no fue confirmado.

Así informó Felipe Rodríguez, presidente del Comité Técnico de la Liga, al indicar que se trata simplemente de aplicar el reglamento del campeonato Clausura, que prevé de manera específica la forma en que se debe actuar en caso de una instancia final y decisiva como la que se tiene el fin de semana.

De acuerdo a Rodríguez, el procedimiento regular es que el Comité Técnico comunique al Comité Ejecutivo la decisión de hacer jugar los seis encuentros de la fecha 22 en un solo horario y éste, a su vez, hace conocer a los 12 clubes afiliados a la Liga.

“Señala el reglamento de campeonato que cuando se trata de una instancia decisiva los partidos deben jugarse en horario unificado y por eso hemos decidido que así sea, amparados en la norma”, dijo Rodríguez.

Agregó que la comunicación del Comité Ejecutivo de la Liga y posteriormente a los clubes es un procedimiento de rutina, pero que no significa de manera alguna una consulta porque la decisión ya fue tomada.

Explicó que lo único que se busca con esta determinación es transparentar la definición del torneo, sacar a relucir el Fair Plaz (Juego limpio) y evitar cualquier tipo de susceptibilidades de alguno de los clubes, más aún de aquellos involucrados en la lucha por el título, uno de los premios para 2011, o los que quieren esquivar el descenso directo o indirecto de categoría.

Rodríguez se excusó de dar a conocer la hora exacta de los partidos del domingo, porque dijo que esto debe ser primero de conocimiento del Comité Ejecutivo de la Liga y de los clubes, después de los medios de comunicación.

Es casi imposible

Pese a la intención manifiesta del Comité Técnico de la Liga, que actúa basado en la reglamentación del torneo, es casi imposible que los seis partidos comiencen y acaben a la misma hora, vistos ejemplos anteriores.

En principio, se pretende en cierta manera “sincronizar” los cronómetros de los árbitros para que las acciones, por citar un ejemplo, de los partidos Wilstermann-Aurora y Universitario-Real Mamoré se inicien exactamente a las 16:00, por mencionar una hipotética hora.

Pero a la “hora de la verdad” por uno u otro motivo el objetivo no será cumplido, como ya se vio en anteriores ocasiones, sea por algunas maniobras de los actores o por circunstancias inherentes al juego, como lesiones, cambio de futbolistas o deliberada pérdida de tiempo.

Por esta circunstancia, podría darse el caso de que jugadores de un determinado plantel que acaban de jugar, como ocurrió con Real Potosí en el Apertura de 2009, esperen el resultado del otro compromiso (Bolívar-Real Mamoré), de aquella época, cuando finalmente Bolívar salió campeón en Trinidad.

La televisión, perjudicada

Las buenas intenciones de unos afectan a otros.

La ratificación del horario unificado para los seis partidos del domingo hará que la empresa propietaria de los derechos de televisación del torneo de la Liga pierda gran audiencia debido a una circunstancia elemental: no se pueden transmitir partidos de otros escenarios deportivos en un distrito donde el plantel local juega un compromiso, debido a que lo contrario significa un importante daño económico, porque parte de la gente puede optar por ver el fútbol en televisión, en vez de acudir al estadio, y, a la vez, incumplimiento de contrato.

Por varios reclamos de los clubes que se sintieron afectados, la Empresa Nacional de Telecomunicaciones (Entel) y su aliada estratégica ATB decidieron no transmitir partidos para el distrito donde hay fecha liguera.

Entonces, este domingo se daría la circunstancia de que sólo se vería algún partido de la Liga en aquellos departamentos que no tienen equipos en el profesionalismo. Es el caso de los distritos de Tarija y Pando.

Publicar un comentario